Museo Ausonia

DSC_0210

IDEA INSTITUCIONAL:

Transformar en Museo italiano y Casa de la cultura ítalo –argentina, incorporando al circuito turístico provincial, nacional e internacional a la residencia señorial de 1908 y jardines construidos por profesionales italianos y argentinos, siendo actualmente patrimonio y Sede social, cultural y deportiva de AUSONIA S.I.S.M.I.D.

Motiva esta iniciativa la necesidad rendir tributo a los inmigrantes italianos y de mantener vivo, en las generaciones presentes y futuras el espíritu italiano como base ancestral de nuestra identidad a través del reconocimiento y promoción del legado cultural- chalet y jardines- la que ocupa 24.000 m2 y se ubica en el Departamento Capital de la Provincia de San Juan, única provincia de la Argentina, sin historia arquitectónica, por causa del terremoto de 1944 que dejo devastada a toda la ciudad.

Con la misma fuerza que los empujó a cruzar el Océano Atlántico, en busca de un futuro para ellos sus hijos, los primeros italianos que llegaron a San Juan emprendieron el sueño del hogar propio, donde pudiesen atesorar el recuerdo de la tierra natal y abrir sus puertas en la nueva tierra, ofreciendo generosamente sus experiencias, su laboriosidad y la valorización y defensa de la familia unida.

Imagen

EL CHALET DE AUSONIA

AUSONIA S.I.S.M.I.D, es una SOCIEDAD ITALIANA DE SOCORROS MUTUOS, INSTRUCCIÓN Y DEPORTE, creada en 1964. Posee una destacada trayectoria y reconocimiento, como una entidad organizada, de permanente crecimiento y como referente de la colectividad italiana en la Provincia de San Juan.

El Chalet “Del Bono, hoy sede de Ausonia, fue inaugurado en 1908. Es una de las pocas huellas del historicismo aplicado en residencias de la época y que aún se pueden apreciar en nuestra provincia. Esta arquitectura introdujo una actitud abierta y de integración con la naturaleza. Propiedad de Don Bartolomé Del Bono y Enriqueta Lanteri de Del Bono, quienes vivieron con sus hijos: Juan, Dorita, Walter y Tulio

Chalé-chalet- termino de origen francés, vivienda individual pintoresca en general de planta compacta. Considerada un tipo de residencia suburbana. En nuestro país, el término comenzó a usarse desde 1880 hasta la actualidad. En esta década comienzan a aparecer las casas solariegas al lado de las bodegas y viñedos de la periferia, con estilos románticos, franceses, suizos o eclécticos. Para estas construcciones privadas se utilizaban materiales ornamentales y muebles traídos de Europa..

En la construcción no se utilizó hormigón armado, no obstante la planta regular y compacta, el espesor de sus muros: 0,35m de ancho los del interior y 0,50m de ancho, los perimetrales. Los muros se caracterizan por ser armado con hierros y flejes que corren entre los ladrillos y es lo que le permitió resistir los tres perturbadores terremotos que asolaron a nuestra Provincia durante los años: 1944,1952 y en 1977.

Los techos son de hojalata repujada y/o estampada pintada, con bellísimos vitroux en el tragaluz de la sala central.

La altura de los cielorrasos en su interior alcanzan los 6,20mts., todos ellos trabajados en yeso con relieves, formando mosaicos con diferentes figuras geométricas y de la Naturaleza.

En general la organización de la fachada responde a los principios clásicos. El chalet esta sobre elevado manifestándose en su perímetro un zócalo o basamento a partir del cual se organiza el plano. Este, junto al desarrollo y coronamiento, definen los tres sectores principales de lectura que precisan los componentes básicos del lenguaje.

El basamento o zócalo también lo integra la reja muy elaborada que destaca el volumen de la sala.

El plano vertical definido en el “desarrollo” se percibe como una especie de bandas trabadas simplificando el tradicional almohadillo, las ventanas con dintel se destacan con diversos tratamientos que van desde los enmarcados con molduras tradicionales hasta los ornamentos vegetales curvados libremente.

Finalmente, el remate, conformado por una cornisa bastante pronunciada, curveándose-arco zarpanel- para acentuar el volumen de la sala que se destaca por la saliente del mismo. Debajo aparece una recreación escultórica con molduras en reemplazo de los elementos heráldicos que los inmigrantes no poseían.

Sobre la parte superior se concentra mayormente la ornamentación, especialmente, en el parapeto donde se utilizaron balaustres, barandillas y frisos incorporando amorcillos y guirnaldas con flores, lo que fue demolido luego del terremoto del 1944..

La estructura, así como las barandas de las galerías, son realmente significativas ya que muestran el desarrollo de la tecnología del hierro introducida al país y también el gusto por la forma libre, dinámica del Liberty.

La planta de la casa se caracteriza por ser compacta, organizada en torno a un patio central que se vincula directamente con las otras dependencias que lo configuran, formando una especie de gran hall de distribución interno.

El proyecto original contemplaba dos amplias galerías, quedando entre las dependencias de la misma tomando forma de U. Las galerías rompen con el carácter introvertido de las viviendas coloniales de la época, incorporando nuevos esquemas con aberturas importantes hacia el exterior, generando un espacio de transición y relacionando los jardines con el interior de la misma.

Sobre la esquina noroeste se levanta la torreta, símbolo del chalet; su cubierta es de placas de hierro simulando lentejuelas. Estas piezas fueron traídas desde Inglaterra.

Desde su inauguración poseyó iluminación con energía eléctrica con la particularidad de ser la primera residencia en lleva todas sus instalaciones eléctricas embutidas en sus muros.

Aún posee las lámparas originales con filamento de tungsteno.

El cerramiento principal, de 50mts. está realizado por monumentales verjas de estilo Art Nouveau con hierro forjado la zona de recreación externa con pérgolas cubiertas de floridas enredaderas y zonas parquizadas.-

La mansión está rodeada de un extenso y bello parque y de jardines construidos con una importante cantidad de especies arbóreas originarias de Europa como: pinos, palmeras, tilos, acacias, filodendros, que están celosamente conservados, puede observarse en el mismo una pérgola y un quincho.

 

La señorial residencia es de estilo borghese, construida con el mayor confort y suntuosidad de esos tiempos. La carpintería, los revestimientos, pisos, mobiliarios, alfombras y cortinados son de origen europeo y algunos de la Provincia de Buenos Aires-Argentina.

En las primeras décadas del siglo XX, San Juan, vivió su “Belle Epoque”, porque una pujante clase empresarial constituida mayoritariamente por inmigrantes italianos, construyo bellísimas residencias, hizo hermosas casas en propiedades agrícolas y tuvo una activa vida social.

Este chalet tiene reminiscencias de villas italianas con influencias clásicas, con estilos de época. Se puede observar “art nouveau” en las barandillas de la galería, almohadillo y torreón italiano. El techo de chapa simulando tejas fue traído desde Inglaterra. Los pisos calcáreos y herrería de fundición son de origen inglés y francés. Esta tipología de casa quinta respondía a las teorías

higienistas y a la ostentación de disponibilidad de tierra, ya que permitía una nueva forma de aproximación al esquema versallesco de la fuente, el estanque, las palmeras y las estatuas.

El ingreso a la residencia está realizado con mayólicas españolas y con estacadas. Dos puertas de madera de nogal lustrado estilo inglés con vidrios biselados y con herrajes francés en bronce., dan lugar al pasillo que desemboca en una pequeña sala, anterior al hall principal, donde se encuentra un perchero de singulares dimensiones, realizado en nogal lustrado con un espejo biselado en el centro y costados esterillados.

El chalet ofrece para visitar 12 habitaciones principescas, amuebladas con exquisito gusto, al estilo borghese, de 6,20 metros de altura, como:

UNA NAVE CENTRAL O HALL DE RECEPCIÓN

 

De 12metros de largo por 8 metros de ancho, con pisos florentinos y paredes revestidas en mármol de Carrara generando cortes verticales a la línea predominante horizontal del zócalo de mármol, con una bella fuente romana con escultura de mármol en el centro. Exóticas luminarias de cristal y bronce iluminan la sala y también un tragaluz con vitroux.

LA SALA DE RECEPCIÓN PRINCIPAL O LIVING

 

Es tipo imperio. El mobiliario, juego de sillones, estilo Luis XVI (año 1800, aproximadamente), tipo imperio, con muebles en dore, tapizados en brocato. La lámpara central, de ocho luces, es una araña de bronce y con caireles, toda en cristal de Bohemia. Piso de madera de roble de Eslovenia, recubierto totalmente por una alfombra traída de Francia. Las paredes del living están totalmente enteladas en brocato inglés. Se ingresa por el balcón de la casa, a través de una puerta de cuatro hojas vestida con cortinados de brocato negro y dorado, bordado, estilo francés y visillos blanco de hilo, bordado. Las paredes están totalmente enteladas en brocato inglés.

COMEDOR PRINCIPAL

Su estilo es Vittorio Emmanuel, muebles Chippendale, traídos desde Inglaterra con una mesa de madera trabajada, de gran dimensión, cubierta con un tapete de terciopelo bordo bordado en dorado, termina en fina pasamanería con borlas y 18 sillas de madera tapizadas en cuero color bordo. Se destaca dentro del comedor una estufa de mármol de Carrara. Dos vitrina: una de cristal y madera, un baju cubierto con mármol de Carrara, con alzada y espejo con vajillas de la época. Iluminado por una araña de 26 luces, existiendo una similar en el Congreso de la Nación Argentina. Las ventanas y puertas: vestidas con cortinas de hilo blanco bordado recubiertas con importantes cortinados de color bordó. Tres destacadas esculturas de mármol: “Elefantes jugando con sus cachorros”, “La madre y el Hijo” “Hombre Patria” engalanan la estufa de leña, de mármol de Carrara.

 

LA ANTESALA

Comunica al comedor con la sala de recepción, a través de dos puertas color natural, vestida con visillos de batistas bordados y recubiertos con cortina de brocato dorado y luego una amplia abertura para ingresar a sala principal. Las paredes están empapeladas con papel color negro terciopelo realzado en dorado y al igual que toda la casa, su techo también es de lata decorado. Se conforma con seis finas sillas, un elegante sillón y un señorial sofá de madera dorada y tapizados con raso bordado en dorado, una pequeña mesa central recubierta de mármol y cristal

con exquisitos repujados en la madera. Embellecen además la antesala, un gran y repujado espejo dorado, cuadros, lámparas de caireles con seis luminarias de tustegno de la época y dos importantes cuadros con motivos florales

Descripción: 100_4669

EL MIRADOR

Cúpula que le brinda singularidad, suntuosidad y belleza, de donde se aprecia las bondades de los alrededores y de la naturaleza de este lugar llamado

Descripción: 100_1696

* MOLINO DE VIENTO.

AUSONIA S.I.S.M.I.D., responde a las características de las comunidades que los italianos instalaron en la etapa inmigratoria en nuestro país como fueron y son las sociedades de ayuda mutua, emblema de la presencia de los italianos en el exterior y los círculos sociales con propósitos recreativos, musicales, deportivos y socio-culturales.

San Juan, Julio 2015

Redactó: Prof. Emilia greco de Saad